UNA ORGANIZACIÓN MUNDIAL...

Con 82 Miembros (81 Estados y la Unión Europea) de todos los continentes, la Conferencia de La Haya de Derecho Internacional Privado es una organización intergubernamental de carácter mundial. La Conferencia, crisol de diversas tradiciones jurídicas, elabora instrumentos jurídicos multilaterales que responden a necesidades mundiales, al tiempo que garantiza su seguimiento. Un número creciente de Estados no miembros se está adhiriendo a los Convenios de La Haya. Así, más de 145 países de todo el mundo participan hoy en los trabajos de la Conferencia.

...QUE TIENDE PUENTES ENTRE SISTEMAS JURÍDICOS...

Las situaciones personales, familiares o comerciales en las que se halla implicado más de un país son más que habituales en el mundo moderno. Tales situaciones pueden verse afectadas por las diferencias que existen entre los sistemas jurídicos vigentes en estos países. Con el fin de resolver estas cuestiones, los Estados han adoptado reglas especiales conocidas en su conjunto como "Derecho internacional privado".

El mandato estatutario de la Conferencia consiste en trabajar en pos de la "unificación progresiva" de estas reglas. Ello implica encontrar enfoques reconocidos internacionalmente  para cuestiones como la competencia de los tribunales, el Derecho aplicable, el reconocimiento y la ejecución de sentencias en numerosos ámbitos diferentes, desde el Derecho bancario o comercial hasta el procedimiento civil internacional, y desde la protección de la niñez a las cuestiones matrimoniales y del estatus personal.

Con el paso de los años, en cumplimiento de su mandato, la Conferencia se ha ido transformando poco a poco en un centro de cooperación  judicial y administrativa internacional en materia de Derecho internacional privado, en particular en los ámbitos de la protección del niño y de la familia, del procedimiento civil y del Derecho comercial.

...Y REFUERZA LA SEGURIDAD JURÍDICA

La vocación última de la Organización consiste en trabajar por un mundo en el que, a pesar de las diferencias entre sistemas jurídicos, las personas tanto físicas como jurídicas puedan beneficiarse de un alto nivel de seguridad jurídica. 

UNA ORGANIZACIÓN CENTENARIA...

La Conferencia celebró su primera reunión en 1893, a iniciativa de T. M. C. Asser  (Premio Nobel de la Paz en 1911). Pasó a ser una organización intergubernamental permanente en 1955, año de la entrada en vigor de su Estatuto. 

...GOBERNADA Y FINANCIADA POR SUS ESTADOS MIEMBROS...

La Organización se reúne en principio cada cuatro años en Sesión Plenaria (Sesión Diplomática Ordinaria) para negociar y adoptar convenios, así como para decidir sobre los trabajos que habrán de llevarse a cabo en el futuro. Los convenios son preparadas por Comisiones Especiales o grupos de trabajo que se reúnen varias veces a lo largo del año, normalmente en el Palacio de la Paz de La Haya, y cada vez más en diferentes Estados miembros. También se organizan Comisiones Especiales para examinar el funcionamiento de los Convenios y adoptar recomendaciones, con el objetivo de mejorar su eficacia y promover una práctica y una interpretación uniformes.

La Organización está financiada principalmente por sus Estados miembros. Su presupuesto es adoptado cada año por el Consejo de Representantes Diplomáticos de los Estados miembros. La Organización busca y recibe igualmente recursos financieros de otras fuentes para proyectos específicos.

...SITUADA EN LA HAYA, CAPITAL DE LA JUSTICIA INTERNACIONAL

Las actividades de la Conferencia están coordinadas por una Secretaría multinacional (la Oficina Permanente) que tiene su sede en La Haya. Las lenguas de trabajo de la Conferencia son el francés y el inglés.

La Secretaría prepara las Sesiones Plenarias y las Comisiones Especiales y lleva a cabo las investigaciones fundamentales necesarias sobre las materias que estudie la Conferencia. Además, contribuye a favorecer una implementación y un funcionamiento efectivo de los Convenios.

Además de las representaciones diplomáticas en los Países Bajos, la Secretaría mantiene contacto directo con los Estados miembros, a través de los Órganos Nacionales y de Contacto designados. La Secretaría está también en contacto permanente con los expertos y delegados de los Estados miembros, con las Autoridades Centrales designadas para determinados Convenios, así como con otras organizaciones internacionales, gubernamentales y no gubernamentales, y con los ámbitos universitario y profesional. Por último, la Secretaría responde cada vez más a las solicitudes de información de quienes utilizan los Convenios. 

LOS CONVENIOS DE LA HAYA

Desde 1893 hasta 1904, la Conferencia adoptó siete Convenios internacionales, todos ellos sustituidos posteriormente por instrumentos más modernos.

Entre 1951 y 2008 fueron adoptados 38 Convenios internacionales. El funcionamiento práctico de muchos de ellos es examinado regularmente por Comisiones Especiales. Incluso cuando no han sido ratificados, los Convenios influyen en los sistemas jurídicos de los Estados, miembros y no miembros. Constituyen, asimismo, una fuente de inspiración para los esfuerzos de unificación del Derecho internacional privado a nivel regional, como por ejemplo la de la Organización de Estados Americanos o de la Unión Europea.

Los Convenios que han recibido un mayor número de ratificaciones son los que se ocupan de:

la supresión de la exigencia de legalización (Apostilla)
notificación y traslado de documentos
obtención de pruebas en el extranjero
acceso a la justicia
sustracción internacional de niños
adopción internacional
conflictos de leyes sobre la forma de las disposiciones testamentarias
obligaciones alimenticias
reconocimiento de divorcios

Los Convenios más recientes son el Convenio sobre la Ley Aplicable a Ciertos Derechos sobre Valores Depositados en un Intermediario (2006), el Convenio sobre Acuerdos de Elección de Foro (2005), el Convenio sobre Cobro Internacional de Alimentos para los Niños y Otros Miembros de la Familia, junto con el Protocolo sobre la Ley Aplicable a las Obligaciones Alimenticias (2007).

La mediación transfronteriza en materia de familia, la elección de Derecho en los contratos internacionales, el acceso al contenido del Derecho extranjero y la posible necesidad de desarrollar un instrumento global en estas áreas también están en la agenda, junto con las siguientes materias, aunque sin carácter prioritario: las cuestiones de Derecho internacional privado suscitadas por la sociedad de la información, incluido el comercio electrónico; los conflictos de competencia, de Derecho aplicable y la cooperación judicial y administrativa internacional en materia de responsabilidad civil por daños causados al medio ambiente; la competencia, el reconocimiento y la ejecución de decisiones en materia de sucesión; las cuestiones de Derecho internacional privado relacionadas con las parejas de hecho, así como una evaluación y análisis sobre cuestiones legales transfronterizas relativas a valores depositados en un intermediario y las garantías, tomando en consideración en particular el trabajo emprendido por otras organizaciones internacionales.

Además, la Oficina Permanente ha emprendido estudios de viabilidad sobre el tratamiento de Derecho extranjero, la mediación transfronteriza en materia de familia y la elección de Derecho en los contratos internacionales. La Oficina Permanente también continúa investigando la posibilidad de aplicar ciertas técnicas que ha ido desarrollando en el ámbito de la cooperación internacional con respecto a la migración internacional.

FORMACIÓN E INTERCAMBIO DE INFORMACIÓN

Con el fin de armonizar la aplicación de los Convenios, la Secretaría organiza, ayuda a organizar y participa en conferencias y seminarios a nivel nacional e internacional orientados a la formación de las distintas personas implicadas en la aplicación de los Convenios, particularmente jueces, funcionarios de las Autoridades Centrales y juristas. Asimismo, se publica un boletín judicial sobre la protección internacional del niño. Diversos grupos de interesados, tales como parlamentarios o estudiantes, visitan con regularidad la Oficina Permanente. Un número creciente de pasantes y de funcionarios enviados por sus Gobiernos acuden en comisión de servicios a la Secretaría. Los miembros de la Oficina Permanente publican regularmente artículos en revistas especializadas y realizan aportaciones en libros y otras publicaciones.

UNA FUENTE DE INFORMACIÓN EN CONSTANTE ACTUALIZACIÓN

La Oficina Permanente publica y actualiza regularmente su recopilación de Convenios, así como los manuales sobre el funcionamiento de algunos de ellos. También edita las Actas y Documentos de cada una de las sesiones, lo que representa hoy por hoy una impresionante colección de Actes et Documents (francés) o Proceedings (inglés). Algunos de estos documentos también están disponibles en formato CD-ROM o microfichas (únicamente en inglés o francés).

El sitio web de la Conferencia, www.hcch.net, contiene información general sobre la Conferencia de La Haya, así como información detallada y regularmente actualizada sobre los Convenios de La Haya: los textos de los Convenios, informes de situación completos, bibliografías, información acerca de las autoridades designadas a los efectos de los Convenios sobre cooperación judicial y administrativa, informes explicativos, etc.

INCADAT, www.incadat.com, la base de datos sobre la sustracción internacional de niños, es una iniciativa que proporciona acceso a un gran número de decisiones judiciales dictadas por tribunales nacionales del mundo entero en aplicación del Convenio de La Haya de 1980 sobre los Aspectos Civiles de la Sustracción Internacional de Menores.

INCASTAT, la base de datos electrónica que genera tablas con estadísticas anuales sobre las solicitudes de restitución y derechos de visita, ha sido puesta a disposición de las Autoridades Centrales designadas a los efectos del Convenio de 1980 sobre Sustracción de Niños.